jueves, 13 de febrero de 2014

Campaña fuerza a Subway a retirar sustancia ‘plástica’ de sus sándwiches


¿Quiere comer un sándwich hecho con suelas de zapatos, como aquellos entrañables personajes de los dibujos animados de antaño hacían en momentos de extrema necesidad? Le haría falta un estómago poderoso y aún así la indigestión e incluso el envenenamiento le acechan. Pero esa imagen es justo contra lo que luchó Vani Hari, una mujer de 34 años que vive en Carolina del Norte y es conocida como la ‘Food Babe’, una bloguera y activista de la comida sana y libre de productos nocivos. Hari impulsó una petición a la empresa restaurantera Subway para que retire del pan de sus sándwiches una sustancia que se utiliza, justamente, en la fabricación de suelas de zapatos, tapetes y otros productos. De acuerdo al sitio web de Hari, foodbabe.com, el uso en alimentos de ese producto químico-plástico, llamado azodiacarbonamide, está prohibido en Europa y en otros países. Pero al parecer no en Estados Unidos y por ello Subway lo usaba en sus panes. 



La petición de Hari recabó en poco tiempo más de 50,000 firmas de apoyo, de acuerdo a la televisora ABC, y Subway rápidamente decidió aceptarla y anunció que retira el azodiacarbonamide de sus panes muy pronto. Hari es famosa por su crítica a las empresas que incluyen productos químicos dañinos en los alimentos. Recientemente también logró que la empresa Kraft retirara de su línea de macarrones con queso para niños un colorante que se identificó con riesgo de cáncer. ¿Pero por qué Subway usaba el azodiacarbonamide en sus panes, a sabiendas de que la Organización Mundial de la Salud, según ABC, ha ligado ese producto con problemas respiratorios, asma y alergias? Europa y Australia lo prohibieron ya en alimentos, pero no Estados Unidos. Y aunque no es ilegal en el país, no resulta reconfortante que una compañía de alimentos que se ostenta como una opción sana y “fresca” ofrezca ingredientes plásticos, presentes también en suelas de zapatos, en su menú. Al parecer, ese producto da firmeza a la apariencia del pan. 

¿Será que esa firmeza se mantiene después de ser ingerido, dentro del estómago? Con todo, lo cierto es que la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos aprueba el uso de azodiacarbonamide en ciertos alimentos cuando no excede las 45 partes por millón. Subway ciertamente aceptó retirar el azodiacarbonamide, aunque no lo hará de manera inmediata y, según material de ‘The Washington Post’ recogido por ABC , esto sucede en fuerte contraste con elogios que esa empresa recibió incluso de la primera dama Michelle Obama, quien habría alabado el menú infantil de Subway. Hari mantiene su activismo y denuncia de alimentos con componentes no recomendables. En su blog ha criticado, por ejemplo, que alimentos de marcas como Lean Cuisine, empresas cerveceras, Chick-fil-A, además de Kraft y Subway han contenido sustancias de algún modo peligrosas, ocultas o poco saludables. Quizá su próximo objetivo sea lo que acaba de meterse a la boca. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué quieres comentar?