jueves, 26 de junio de 2014

Cómo los médicos hacen falsos diagnósticos de enfermedad


6a299538423d825937fe07b879e6ccf9

Nunca me canso de explicar este asunto, porque la gente cree que comprende el diagnóstico de enfermedades. Y no lo comprenden, ni mucho menos.
Dos de las pruebas más frecuentes para el diagnóstico de enfermedades son las pruebas de anticuerpos y lo que se llama la PCR.
Antes de 1984, era bien entendido por la mayoría de médicos que la presencia de anticuerpos específicos para un germen dado, significaba que el cuerpo del paciente había entrado en contacto con ese germen y se había deshecho de él.
Los anticuerpos son los exploradores del sistema inmunológico. Ellos “salen de cacería” buscando gérmenes invasores y los identifican para que “las tropas” puedan eliminarlos. Esa es la visión convencional .






NANO_ANTICUERPO
Por lo tanto, si una prueba demuestra que los anticuerpos están presentes, se interpreta como: “victoria, el cuerpo ha identificado y rechazado al germen en cuestión”.

Ese punto de vista dió un vuelco a mediados de la década de los 80. De repente, la presencia de anticuerpos significaba: el paciente está enfermo o puede enfermar.
En realidad , la presencia de anticuerpos simplemente indica que el sistema inmunológico del cuerpo ha entrado en contacto con el germen en cuestión. Eso es todo lo que significa.
Es absurdo decir que un test de anticuerpos positivo significa que un paciente padece una determinada enfermedad.
Sin embargo, esto es lo que los médicos hacen todos los días.


PCR_tubes
La prueba de diagnóstico PCR coge diminutos fragmentos genéticos de lo que se supone (aunque no siempre se ha demostrado) que son los gérmenes y los agranda y los amplifica para que puedan ser observados.
Y este mismo hecho es el que nos dice por qué la prueba es inútil para el diagnóstico de enfermedades: incluso para los estándares de la medicina convencional, son necesarias grandes cantidades de un germen en el cuerpo para empezar a asumir que ese germen está causando algún daño al paciente.
Y precisamente, la prueba de PCR se basa en la idea de que hay tan poca cantidad del germen disponible, que es necesario aumentarlo a gran escala, sólo para poder verlo.
Afirmar que un germen está presente en el cuerpo es irrelevante para la enfermedad, a menos que se pueda demostrar que hay montones y montones de ese germen causando daños.
Cuando los investigadores dicen: “Encontramos germen X en el paciente”, la gente tiende a asumir que significa que el germen está causando la enfermedad, pero eso no es necesariamente así.
Cuando los investigadores están tratando de descubrir si existe una nueva enfermedad que no han visto antes, el primer paso que deben dar es aislar ese germen hasta entonces desconocido.
serveis1


Por ejemplo, Nick Regush, periodista médico de ABC News descubrió que el supuesto virus que causa la hepatitis C nunca fué aislado correctamente.
¿Y qué significa eso?

No adecuadamente aislado = Nunca realmente descubierto

Así pues, los médicos y los investigadores, en un impresionante despliegue de incompetencia y/o falta de honradez, diagnostican mal a los pacientes de forma continuada. Utilizan pruebas que no funcionan. Malinterpretan el significado de las pruebas que ejecutan.
En definitiva: están mintiendo

Y el público en general, alegremente, acepta esos falsos diagnósticos.
Para poner la cereza en el pastel, además de todo lo que he escrito aquí, realmente es el sistema inmune de la persona el que determina si un germen causa la enfermedad. No es el germen por sí mismo. El establishment médico lo hace al revés.
Puede haber excepciones a esta regla, como en el caso de ciertos gérmenes creados mediante bioingeniería. Pero para la amplia gama de enfermedades típicas que se dice que plagan a la humanidad, todo gira alrededor del sistema inmunológico, de si es fuerte o es débil.
Y eso no es un asunto médico. Es un tema que implica a la nutrición, las toxinas del medio ambiente, el nivel de pobreza, la sanidad, el hacinamiento…
Ningún médico convencional realiza pruebas para evaluar estos factores vitales y  no dispone de medicamentos para tratarlas.
El falso diagnóstico de la enfermedad representa un enorme problema y un gran engaño.

Jon Rappoport

Jon_Rappoport2

Nota: queremos destacar que las opiniones y puntos de vista vertidos en este artículo no son necesariamente los de este blog, sino los del autor del artículo original: Jon Rappoport. Si lo publicamos es porque creemos que aporta un punto de vista diferente e invita a la necesaria reflexión y análisis por parte del lector, que SIEMPRE debe pensar y razonar por sí mismo en última instancia.

Enviado por: elreverendo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué quieres comentar?